Domingo XXVI del Tiempo Ordinario (C)

 

(25 de Septiembre)

Segunda semana del salterio

 

 

 

 

 


El Evangelio del Domingo

Domingo XXVI del Tiempo Ordinario (C)
(sotodelamarina.com 24.09.2022)
por Gervasio Portilla García,
Diácono permanente y periodista

 

 

 

 

 

 

 

 

Primera lectura: Am 6, 1a. 4-7 (Ahora se acabará la orgía de los disolutos)
Salmo Responsorial: Salmo 145 (¡Alaba, alma mía, al Señor!)
Segunda lectura: 1 Tim 6, 11-16 (Guarda el mandamiento hasta la manifestación del Señor)
Evangelio: Lc 16, 19-31 (Recibiste bienes, y Lázaro males: ahora él es aquí consolado, mientras que tú eres atormentado)

 

    En este domingo las lecturas ponen en crisis nuestra entrega idolátrica al placer o al dinero, olvidándonos de Dios. Ya el profeta Amós denunció la vida disoluta de la gente de su tiempo y a esto se liga el anuncio del destierro que sufrirían luego (Cf. 1ª Lectura). El Evangelio del rico y del pobre Lázaro nos recuerda que, cuando nos entregamos plenamente a los bienes materiales, nos cegamos para ayudar a los necesitados. El rico de la parábola irá al infierno no porque le hubiera robado nada a Lázaro, sino porque ni siquiera se había dado cuenta de que estaba allí en su puerta tirado, muerto de hambre, mientras él banqueteaba un día y otro. Para el cristiano el valor fundamental debe ser «guardar el mandamiento hasta la manifestación del Señor», (Cf. 2ª Lectura) amando plenamente a los hermanos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Calendario Litúrgico Pastoral 2021-2022